Alternativas de Financiamiento (Parte 1)

La mayoría de empresas que necesitan financiar proyectos de inversión tienen como mejor aliado a los bancos, los cuales por medio de préstamos facilitan la realización de los proyectos de inversión. Sin embargo, estos modelos de financiamiento que nos ofrecen los bancos no son suficientes para realizar nuestros planes. A esto le sumamos las estrictas condiciones y colaterales que exigen al momento de otorgar un préstamo corporativo, entonces llegamos a la conclusión que es hora de buscar otras fuentes de financiamiento. Hoy en día son muchas las empresas que no tienen acceso a un crédito bancario.

La presión competitiva que existe en el sector financiero es cada vez más notoria y las normas legales que conducen la política de los bancos son cada vez más estrictas; estos aspectos afectan la relación entre el banco y su cliente (empresa). Después de la crisis financiera internacional los bancos son más cautelosos; y junto a la futura implementación permanente de Basilea II, las relaciones entre bancos y empresas se tornarán difíciles. Si una empresa obtiene una baja calificación crediticia o no tiene una calificación, entonces es casi seguro que esta empresa no obtendrá el préstamo necesario para su proyecto. Obtener capital es más difícil para las empresas jóvenes e innovadoras dedicadas sobre todo al campo tecnológico donde se requiere una fuerte suma de capital riesgoso, para estas es casi imposible acceder al financiamiento clásico de los bancos.

Las empresas deben informarse y buscar nuevas alternativas de financiamiento. Si la empresa no viene explotando efectivamente las fuentes de financiamiento existentes, entonces esto nos indica que debemos considerar alternativas para financiar nuestros proyectos.

Ahora paso a describir algunas alternativas de financiamiento:

Capital de inversión (private equity)

El término de private equity proviene de USA y se refiere por lo general a la participación temporal que obtienen los inversionistas en el capital accionario de la empresa. Private equity es todo lo contrario que el public equity, que consiste en obtener participaciones de la empresa a través de la compra de acciones negociadas en la bolsa de valores. Private equity es el término general que no solo incluye al capital de riesgo (venture capital) sino también instrumentos como financiamientos mezzanine y adquisiciones.

Los inversionistas facilitan el capital de inversión en la forma de participación en el capital accionario o préstamos subordinados a empresas que no cotizan en la bolsa de valores. A diferencia de la banca comercial, en el private equity se renuncia a todo tipo de colaterales. El capital de inversión esta disponible por un periodo limitado que dura entre tres y diez años.

Este tipo de financiamiento es conveniente para empresas que se encuentra en la fase inicial de sus actividades y para empresas bien establecidas en el mercado con planes de inversión para un mayor crecimiento o expansión regional.

En la segunda parte de este artículo describiré otras cinco alternativas de financiamiento.

About these ads

3 respuestas a Alternativas de Financiamiento (Parte 1)

  1. [...] de Financiamiento (Parte 2) Ahora pasaré a continuar el primer artículo que escribí sobre alternativas de financiamiento, donde expliqué la necesidad que tiene el [...]

  2. vanessa zepeda dice:

    exelente informacion para todos los que necesitamos de una informacion clara y precisa sobre lo que buscamos

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: